Teach Reach
Meta de maestro

  • English
  • Español

Teach Reach

Comptroller seeks residency program to improve teacher retention

By Gregg McQueen

“The Department of Education sets up new teachers up to fail,” argued City Comptroller Scott Stringer.

Keep ‘em teaching.

City Comptroller Scott Stringer is proposing the implementation of a paid residency program for public school teachers, to combat what he calls a “crisis” related to teacher retention.

According to a new report by Stringer’s office, an astounding 41 percent of all teachers hired by the Department of Education (DOE) in the 2012-13 school year left within five years.

Nearly 20 percent of all public school teachers with less than five years of experience left the classroom in 2017-18 alone, the report said.

At a press conference on June 24 in Harlem at the NYC Mission Society, Stringer said that new teachers are not given a proper foundation to cope with challenges they’ll ultimately face in the classroom.

“Too often, the Department of Education sets up new teachers up to fail,” he remarked.

“We provide just weeks of in-class training to aspiring teachers and no mentorship whatsoever. We can’t keep accepting a status quo where we lose half of our teachers in the workforce every five years,” Stringer said.

In the 2017-18 school year, the Bronx and Manhattan had the highest teacher turnover rate at 22 percent, according to the report, which indicated that students in high-need districts are affected the most by teacher departures.

In DOE District 12 in the Bronx, the turnover rate was 31 percent, while turnover among teachers at the city’s former Renewal Schools was 21 percent during the 2015-16 school year, the report said.

“When you don’t have the right teachers in the classroom who are prepared in the right way, our kids suffer,” said State Senator Brian Benjamin. “Then we turn around and blame the kids and say we’ve got to truncate this school and close that school but never acknowledge that we’re to blame.”

Stringer called on the DOE to implement a residency program for up to 1,000 new teachers each year that would pair them with a mentor-teacher in a public school classroom during their final year of graduate school.

Teachers in training would be given a $30,000 stipend for living expenses, while mentor-teachers would receive a salary boost as well.

Stringer is seeking to boost retention levels for teachers.

Stringer said his proposal would cost the city $40 million and replace the current NYC Teaching Fellows program.

“This is something we do for doctors,” Stringer said of a residency program. “It’s high time we do it for teachers.”

In a statement, United Federation of Teachers (UFT) President Michael Mulgrew said Stringer’s plan had the union’s backing.

“The UFT would love to see a strong collaboration with local universities and a teacher residency program that would help give all incoming teachers a stronger start in their profession,” said Mulgrew.

Benjamin said there was a glaring need for more men of color to become teachers.

“I cannot tell you how important it was for me growing up to see people who looked like me, teaching me,” he said.

Karen DeMoss, Executive Director of Bank Street College of Education’s Prepare to Teach program, said teacher turnover is typically due to many factors, including confidence level with the job, which she said can be greatly improved with better training.

“Self-efficacy is absolutely a predictor of stability,” said DeMoss. “It’s about preparedness that we’re after here. The sense of belonging to a profession can be heightened through the residency process.”

UFT President Michael Mulgrew is on board.

Residency programs have been implemented on a pilot basis in Boston and Denver, Stringer said, noting that Boston’s school system reported a 91 percent retention rate among first-year teachers in the program.

Stringer said he would send his report to the DOE and recommendations to Schools Chancellor Richard Carranza.

In a statement, the DOE said its rate of retaining teachers surpassed that of other areas of the country.

“We’ll continue to strengthen our holistic approach to recruiting and retaining teachers, and we’re proud that our teacher retention rate is higher than the national average,” said spokesman DOE Doug Cohen.

According to data compiled by the Learning Policy Institute form 2011 to 2014, 34 other states had worse teacher retention rates than New York State.

The City University of New York’s College of Staten Island is currently involved in establishing a residency program pilot at P.S. 45 in Staten Island, a Title 1 public school.

“They are eight teaching residents,” said Deirdre Armitage, Director of Fieldwork at the College of Staten Island. “We partnered with the community to build the curriculum. This summer, they’ll be counselors at a Children’s Aid Society summer camp. In the fall, they’ll be subbing one day a week at the school.”

There are 1.1 million students in the public school system.

Paul McIntosh, the librarian at Wadleigh Secondary School for the Performing and Visual Arts in Harlem said his school has experienced high instructor turnover in recent years.

“There are things that could be done but aren’t done,” he said. “It’s nice that there’s finally a plan to address it.”

McIntosh said that students are affected when teachers they have built a rapport with decide to leave a school.

“This proposal would allow those kinds of relationships to continue,” he said. “A population of underserved young people can continue to sprout their wings.”

Gigs Taylor-Stephenson, Wadleigh’s Parents Association President, said Stringer’s proposal was a good start but questioned whether it was broad enough in scope.

“If you’re only including 1,000 teachers per year, most new hires still won’t be able to take part,” said Taylor-Stephenson, noting that the city hires about 6,000 new teachers per year.

“How do you decide who gets to enter the residency program? Will preference be given to high-need districts? There are a lot of factors that still need to be figured out,” she said.

Meta de maestro

Contralor busca programa de residencia para mejorar la retención de maestros

Por Gregg McQueen

Los nuevos maestros serían emparejados con un mentor-maestro.

Manténganlos enseñando.

El contralor de la ciudad, Scott Stringer, propone la implementación de un programa de residencia pagada para maestros de escuelas públicas, para combatir lo que él llama una “crisis” relacionada con la retención de maestros.

De acuerdo con un nuevo informe de la oficina de Stringer, un asombroso 41 por ciento de todos los maestros contratados por el Departamento de Educación (DOE, por sus siglas en inglés) en el año escolar 2012-13 se fue en los primeros cinco años.

Casi el 20 por ciento de todos los maestros de escuelas públicas con menos de cinco años de experiencia abandonaron el aula tan solo en 2017-18, de acuerdo con el informe.

En una conferencia de prensa el 24 de junio en Harlem, en la Mission Society de NYC, Stringer dijo que a los nuevos maestros no se les da una base adecuada para enfrentar los desafíos que eventualmente enfrentarán en el aula.

“Con demasiada frecuencia, el Departamento de Educación prepara a los nuevos maestros para fallar”, comentó.

“Brindamos solo semanas de capacitación en clase a los aspirantes a maestros y sin ningún mentor en absoluto. No podemos seguir aceptando un status quo en el que perdemos la mitad de nuestros maestros en la fuerza laboral cada cinco años”, dijo Stringer.

“[Nosotros] nunca reconocemos que tenemos la culpa”, dijo el senador estatal Brian Benjamin.

En el año escolar 2017-18, el Bronx y Manhattan tuvieron la tasa más alta de rotación de maestros con un 22 por ciento, de acuerdo con el informe, que indicó que los estudiantes en los distritos más necesitados son los más afectados por las salidas de maestros.

En el Distrito 12 del DOE en el Bronx, la tasa de rotación fue del 31 por ciento, mientras que la rotación de los maestros en las antiguas Escuelas de Renovación de la ciudad fue del 21 por ciento durante el año escolar 2015-2016, según el informe.

“Cuando no tienes los maestros adecuados en el aula y no están preparados de la manera correcta, nuestros niños sufren”, dijo el senador estatal Brian Benjamin. “Luego nos damos la vuelta y culpamos a los niños y decimos que tenemos que truncar esta escuela y cerrarla, pero nunca reconocemos que tenemos la culpa”.

Stringer pidió al DOE implementar un programa de residencia para hasta 1,000 maestros nuevos cada año que los emparejaría con un maestro mentor en un aula de una escuela pública durante el último año de la escuela de posgrado.

Los maestros en capacitación recibirían un estipendio de $30,000 dólares para gastos de manutención, mientras que los maestros mentores también recibirían un aumento de sueldo.

La propuesta de Stringer reemplazaría el programa actual de Becas de Enseñanza de NYC.

Stringer dijo que su propuesta costaría a la ciudad $40 millones de dólares y reemplazaría al programa actual de Becas de Enseñanza de NYC.

“Esto es algo que hacemos para los médicos”, dijo Stringer sobre un programa de residencia. “Ya es hora de que lo hagamos para los maestros”.

En un comunicado, el presidente de la Federación Unida de Maestros (UFT, por sus siglas en inglés), Michael Mulgrew, dijo que el plan de Stringer tiene el respaldo del sindicato.

“A la UFT le encantaría ver una colaboración sólida con las universidades locales y un programa de residencia de maestros que ayude a dar a todos los maestros entrantes un comienzo más sólido en su profesión”, dijo Mulgrew.

Benjamin dijo que existe una necesidad evidente de que más hombres de color se conviertan en maestros.

“No puedo decirles lo importante que fue para mí crecer y ver a personas que se parecían a mí, enseñándome”, dijo.

Karen DeMoss, directora ejecutiva del programa Preparar para Enseñar del Bank Street College of Education, dijo que la rotación de maestros se debe generalmente a muchos factores, incluyendo el nivel de confianza con el trabajo, el cual, según ella, puede mejor enormemente con una buena capacitación.

“La autoeficacia es absolutamente un predictor de estabilidad”, dijo DeMoss. “Se trata de la preparación que buscamos aquí. El sentido de pertenencia a una profesión se puede aumentar a través del proceso de residencia”.

Los programas de residencia se han implementado de forma piloto en Boston y Denver, dijo Stringer, y señaló que el sistema escolar de Boston informó una tasa de retención del 91 por ciento entre los maestros de primer año en el programa.

Stringer dijo que enviaría su informe al DOE y recomendaciones al canciller de escuelas, Richard Carranza.

“El Departamento de Educación prepara a los nuevos maestros para que fracasen”, argumentó el contralor de la Ciudad Scott Stringer.

En una declaración, el DOE dijo que su tasa de retención de maestros superó la de otras áreas del país.

“Continuaremos fortaleciendo nuestro enfoque holístico para reclutar y retener maestros, y estamos orgullosos de que nuestra tasa de retención de maestros sea más alta que el promedio nacional”, dijo Doug Cohen, portavoz del DOE.

Según los datos compilados por el Instituto de Políticas de Aprendizaje de 2011 a 2014, otros 34 estados tuvieron peores índices de retención de docentes que el estado de Nueva York.

El College of Staten Island de la City University de Nueva York está actualmente involucrado en la creación de un programa piloto de residencia en la escuela primaria P.S. 45 en Staten Island, una escuela pública de Título 1.

“Son ocho maestros residentes”, dijo Deirdre Armitage, directora de trabajo de campo en el College of Staten Island. “Nos asociamos con la comunidad para construir el plan de estudios. Este verano, serán consejeros de un campamento de verano de la Children´s Aid Society. En el otoño, estarán sustituyendo un día a la semana en la escuela”.

Paul McIntosh, bibliotecario de la Secundaria Wadleigh de Artes Escénicas y Visuales en Harlem, dijo que su escuela ha experimentado una alta rotación de instructores en los últimos años.

“Hay cosas que se pueden hacer pero no se hacen”, dijo. “Es bueno que finalmente haya un plan para abordarlo”.

McIntosh señaló que los estudiantes se ven afectados cuando los maestros con los que han establecido una buena relación deciden abandonar la escuela.

“Esta propuesta permitiría que ese tipo de relaciones continúen”, dijo. “Una población de jóvenes desatendidos puede seguir creciendo sus alas”.

Gigs Taylor-Stephenson, presidenta de la Asociación de Padres de Wadleigh, dijo que la propuesta de Stringer es un buen comienzo, pero cuestionó si es lo suficientemente amplia en su alcance.

“Si solo estás incluyendo 1,000 maestros por año, la mayoría de los nuevos empleados no podrían participar”, dijo Taylor-Stephenson, señalando que la ciudad contrata a unos 6,000 maestros por año.

“¿Cómo decides quién entra al programa de residencia? ¿Se dará preferencia a los distritos de alta necesidad? Hay muchos factores que aún deben ser resueltos”, dijo.